martes, 27 de octubre de 2009

Mi recuerdo

Hola gente peñalbera:

Lo anterior un fallo tecnico, este dominio del aparato que me mata. Hecha la broma, echemos unas palabritas que para esto esta esto o ¿no?.

Gustavo no dejas de sorprenderme con las ideas que aportas y esta de "Mi primer recuerdo me parece de lo mas acertada, joder aqui si que has tocado mi sensibilidad por que aunque mi primer recuerdo me quede un poco distanciado no por ello ha dejado de estar siempre muy cerca. En mi caso quizas es un recuerdo global que tratare de adornarle mientras le refiero acorde a mis propias experiencias. Espero que con esta aventura disfrutemos todos y cada uno traigamos hasta este rincon del blog nuestros mas bonitos y emotivos recuerdos, que seran tantos, estoy seguro, que en algun caso no podremos evitar que una lagrima inquieta riegue la alegria de nuestro rostro, os agradezco mucho los piropos que me echais, a veces casi sonrojo y con mi habitual desparpajo los recojo con cariño. Como prologo vale y ahora a lo que vamos a lo del primer recuerdo.

Para mi todo empezaba cuando mi Padre referia las vacaciones, santa palabra que pronto comprendi lo que venia a significar, despues el dia de la partida, "bendito" a ver si llegas! y antes de el la noche , el desasosiego, al inquietud, el come, come en el estomago, en esa noche nada de soñar, solo el desvelo del que espera con ansiedad que los primeros rayos de sol ilumen el dia que mas feliz te hacia, ¡ir a Peñalba! para entonces ya todo estaba preparado, la maleta con las mudas, la banasta con todas las provisiones, los encargos y la ilusion (que en esto poco hemos cambiado) luego a coger el taxi del vecino (claro esto solo ocurria una vez al año, lo del taxi)que con todos los bartulos nos acercaba a la calle Alenza donde el coche de linea nos repartia a cada uno en nuestro sitio, los de este rincon de la sierra teniamos suerte pues haciamos turismo por todos los pueblos de la sierra de Madrid hasta que llegabamos a los dos posibles y unicos destinos El Cardoso y la Hiruela, ya de por si este viaje era una aventura con sus cuatro horas largas de paseo, que era hasta donde llegaban los coches, alli ya empezaba el alborozo, la alegria, de los que con mucha antelacion te estaban esperando con tanta impaciencia como la que tu llevabas, venian los besos, los abrazos y las lagrimas risueñas de la añoranza, con todo ello encaminabamos nuestros pasos, pues ya la hora lo requeria hacia "Casa de la señora Rosa" en el Cardoso o al bar de la Hiruela que no recuerdo como se llamaba la Señora y alli compartiamos las primeras conversaciones mientras se iban adornando con las tarteras las mesas hasta entonces desoladas que hasta ellas parecian esperar la fiesta y el colorido de aquellas tajadas de la olla ya fueran de chorizo, de lomo o gueña que con avidez y deleite ingeriamos. Fuera en la calle en el "Corral del Toro" esperaban pacientes mientras tambien saboreaban un bocado de hierba las caballerias que cargadas con todos los bultos contribuirian a llegar a tu "ilusion" Peñalba! ¡que alegria! ya solo nos distanciaban tres horas de viaje, unos ratos andando y otros a lomo de la mula o la yegua de turno, joder no podia caber mas regocijo, cabalgar como los vaqueros hacia la libertad que nos estaba esperando. En el camino y hago la descripcion desde el Cardoso pues es desde alli donde con mas frecuencia soliamos partir y mas claros son mis recuerdos, tras remontar las eras y el arroyo "Lejio" tomabamos el camino que nos llevaba hacia Santuil atravesamos la finca y en la fuente abrigada en el bosque de robles soliamos refrescar la sed de las cuatro de la tarde, no muy lejos nos encontrabamos con el rio Berbellido donde al otro lado del puente de encontraba el molino de Bocigano conocido como "El Batan" desde alli se iniciaba la subida de la "Umbria de Bocigano" que su sinuosa vereda nos trasponia a la " Era el Izal"(no se si estara bien escrito pero yo siempre la escuche tal cual) desde aqui ya se olia Peñalba el corazon aceleraba su ritmo, no es nada lo que queda y de un salto se presentaba el Cerro Cabida que en su lomo dibujaba las siluetas de los que desde abajo estaban esperando, si porque en el fondo de este valle siempre ha estado nuestro pueblo esperandonos.

Como soy un rollista y por ello os pido disculpas, seguire en ocasiones sucesivas relatando mi primer recuerdo, pues me faltan palabras y tiempo para describirlo asi que espero que no os aburra mucho con mis relatos, y con ellos aporte anecdotas de aquellos tiempos. Es una pena que Isaias no se maneje con esto por seria una fuente inagotable de anecdotas y chascarrillos.
Bueno que no entro en mucho tiempo o soy capaz de no salir de aqui no tengo promedio. Pero por hoy ya esta bien solo animaros a que dejeis vuestras experiencias personales y con ellas disfrutemos todos y ya somos dos los que damos ejemplo, yo seguire mi relato otro dia a ver si soy capaz de hilarlo que esa sera otra. Bueno gente os sigo queriendo, este finde subo para el pueblo y volvere a llevar la loteria. Bueno Dori y Gustavo contarnos vuestro proyecto que estamos en ascuas. Ah felicidades a la reportera de Peñalberos por Burgos, madre mia que nivel! jajajaja! ¡VIVA PEÑALBA!

4 comentarios:

Gus dijo...

"cabalgar como los vaqueros hacia la libertad"

Me ha encantado. Es una grandísima definición de Peñalba: LA LIBERTAD. Por un lado, el que cambie tan poco con el paso de los años, creo que tiene su lado positivo, siempre encontraremos allí nuestra libertad, nuestra fortaleza de soledad, nuestro retiro, desconexión, reencuentro..para cada uno es una cosa.

Muy bonito Ramón, muy bonito. Te animo a que continues ;) Un abrazo!

Dori dijo...

Buenas! vaya mes más movidito que llevamos con el blog no?, se esta convirtiendo en el nuevo hobby.
Ramón la broma no ha estado mal, yo cuando lo ví, pensé: Ramón se ha quedado en blanco jajaja.
Ramón ¡que discurso! como no eres escritor? que bien manejas los hilos de todo lo que escribes, vamos que yo me he convertido en admiradora de tus relatos, ya estoy deseando que publiques el siguiente capitulo.
Tengo una bonita foto de mi abuela cuando iban con las caballerias, algún dia os la enseñaré.
La tasca de la Rosa esta llena de historias.
Al mencionar el Batan, he recordado cuando ibamos de excursión allí a bañarnos y aquellos flotadores negros que nos hacian con las camaras de las ruedas de los coches.
Pienso que las anécdotas tanto de Isaias, como de cualquier persona, puden verse aquí, solo es cuestión de que no lo transmitan y nosotros nos encargamos,con el permiso de ellos, de publicarlo.
En cuanto al proyecto os dejaremos que ardais de ganas aún,no? Gustavo,jajaja,que por cierto, tengo uno preparado para ti Ramón, ya te lo diré al oido jajaja.

¡LIBERTAD! esa misma palabra gritaba Ismael este verano a su abuelo y es que Peñalba los hace indomitos y les embrutece jajaja
Al final yo también he soltado un buen rollo jajaja, por último, animar a todos aquellos que aún continuais en las sombras observadonos a compartir vuestros recuerdos peñalberos.
Besos a tod@s.

Gus dijo...

Jejeje. Os veo enchufados sí sí, lástima que no nos colaboren más xD.

Ramón, con esa labia...bueno no voy a decir nada, que iba a hacer un comentario-chiste jaja.

Las anécdotas de Isaías y demás llegarán seguro. Desvelando un poco el misterio del proyecto con Dori..podemos decir que por ahí pueden ir los tiros, ¿verdad? jejeje.

Tengo ganas de veros, si estáis por el puente nos echaremos unas risas con esto! Un besooo!!

pd. Estoy preparando una entrada nueva. La voy a publicar con la cuenta de edición general para que cualquiera la pueda editar, ya que necesitaré que añadáis cosas que yo no tengo jeje. Y hasta aquí puedo contar. Ale ya os he dejado otra vez con los dientes largos jaja.

Peñalbero dijo...

Joder Ramon eres todo un poeta,deja el trabajo y dedicate a escribir.Un abrazo,Rafa.